[House of Cards] Chapter 24

House-of-Cards-Cast2

Las cosas están deteriorando rápidamente. Frank y la administración de la casa blanca están sujetos a una investigación judicial a gran escala. Francis inició el caos, ¿Podrá controlarlo?

Heather Dunbar es la elegida para liderar una investigación de la administración debido a la aparición de la conexión entre Feng, Tusk, el casino de Lanigan y flujos de plata irregulares. Las sutiles maniobras y falso carisma de Frank no lo ayudan ya que Dunbar está convencida que ya tiene la imagen pintada: las negociaciones a escondidas entre EEUU y China, las refinerías de Tusk y Feng y el puente. Frank termina a la defensiva y apostando a que Dunbar no tiene nada pero resulta tener fotos y video de Doug en el casino de Lanigan. Obviamente alguien ayudó a Heather a buscar en el momento correcto en el lugar correcto.

Hablando de Doug, está en una reunión de Alcohólicos Anónimos, pero no por problemas con la botella, si no con una cierta mujer que no solo lo tiene adicto, pero confundido. La compara a una hija, su mama y deseable sexualmente ¿Raro? Para los estándares de la serie la verdad es que ya no sorprende.  Frank habla con Doug preocupado de que no ha estado 100% en su trabajo, y que nunca da terceras oportunidades pero se la dará a él.  Doug se desvincula metafóricamente de Rachel borrando su número y destruyendo su teléfono. Además deja de lado su pelea con Seth y pasando de una rivalidad infantil a un semi bromance con halagos y trabajo en equipo.

Mencionamos que alguien ayudó a Heather en la investigación, obviamente todo apunta a Tusk y Remy. Este último esta en California hablando con Havemayer, el diputado amigo de Jackie que ella tiro debajo del bus para ganar el puesto de Whip, buscando si Jackie tiene esqueletos escondidos en el closet. Ted le revela que ella divulgó la historia de su hija secreta, y Remy sabe que con esta información podría descreditar a Jackie.

Pero el cariño de Remy a Jackie lo lleva a admitirle lo que sabe, y decir que no le hará nada si ella traiciona a Frank. Jackie no hace esto, por respeto personal, más que lealtad hacia Frank, y al final Remy tampoco utiliza la información diciéndole a Tusk que no consiguió nada. Al final Remy no era el robot calculador que creíamos, reuniéndose con Francis para ofrecerle una tregua a cambio de oportunidad de trabajo a futuro. Todo para evitar tener que traicionar a Jackie.

Volviendo a Francis, con una última movida desesperada,  para tratar de aparentar ser transparente pone a disposición su registro de viajes, obviamente con Seth y Doug revisando cada detalle primero, y convence a Walker que haga lo mismo. ITS A TRAP, debería pensar Garrett, pero confía tanto en Frank que no ve que este lo está exponiendo, ya que está poniendo en la palestra sus sesiones de matrimonio, que estuvieron a cargo de un padre,  pero que es psiquiatra y capaz de darle medicamentos. ¿Qué mejor munición para la oposición que el presidente este viendo a un psiquiatra y lo haya hecho a escondidas?

Este marca el punto donde finalmente el plan de Frank termina de hacer click. Dar las armas a la oposición, y a los mismos demócratas, para una acusación constitucional contra el presidente. Francis quiere llegar a ser el hombre más poderoso del mundo sin un solo voto en su nombre, y lo va a conseguir. ¿Cabe alguna duda? Como he dicho toda la temporada. En la lucha de Francis, se perdió toda tensión dramática, sabemos que va ganar. Asesinó a dos personas y no tiene ni siquiera sospechas en su contra, ¿Quién lo va a acusar de jugar políticamente sucio cuando ese es el estándar?

En el frente de Claire  las cosas van mal. Además de que Jackie no está a favor de su proyecto de ley, Tricia se echa para atrás debido a la presión que tiene Walker con la investigación. Seth le sugiere que ella también se aleje, y convencen a Megan que haga una entrevista con The Times donde ella dice todo lo que pide Claire. Pero Megan es altamente inestable, está muy medicada y con problemas de nervios. Claire comienza a dudar de poder realizar la reforma.

Como siempre, House of Cards nos guarda un par de sorpresitas. Claire se pone a tomar después de su desencuentro con Megan, y accidentalmente rompe una copa. El siempre amable Meechum la ayuda pero se corta. Después de curarle la herida, como Meechum ya termino su turno, se queda tomando con su nueva amiguis, terminando cada vez más borrachos e inhibidos. Frank llega justo a unirse a tomar una copa, y a notar que Edward está sangrando nuevamente. Le agarra la mano, le cura la herida, todo normal y luego lo besa. Espera ¡¿Qué?!  Si leyó bien. Edward, Claire y Francis se besan, se toquetean y se imaginaran en que termina. Todo vale.

No es una gran sorpresa, hace capítulos se venía insinuando algo más que relación profesional entre Claire, Meechum y Frank, pero la manera en que ocurre impacta y deja a uno un poco aturdido. ¿De dónde salió esto? A veces pareciera que la serie siente una necesidad de acercarse a la depravación (i.e: Frank haciéndole cunnilingus a Zoe mientras habla con el papa) por gusto. No hay ningún romance, ningún propósito mayor en lo que pasa entre los tres que un acto para liberar estrés.  La escena, al igual que la serie, transita muy al límite la fina línea entre lo ridículo y lo extraordinario.

Para terminar el episodio, tenemos ¡más sexo! Doug no se aguanta las ganas y va a visitar a Rachel, dándose cuenta que ella está un poco ocupada, ya que está metida entre las piernas de su nueva amiga Lissa. Parece que el acto simbólico de Doug poco duro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s