Fuck the Atlantic Ocean (2014)

Sweet Sweet Moon es un dúo austríaco integrado por Matthias Frey y Lukas Pöchhacker que se hiciera famoso en internet por el siguiente video. Desde entonces han sido un fenómeno en redes sociales. “Fuck the Atlantic Ocean” es el relato del viaje que deciden hacer para visitar dos de los países más distantes de su natal Austria: Chile y Argentina.

maxresdefault

Argentina y Chile no sólo quedan lejos de Austria. Se trata de culturas que tienen una separación tan grande como los kilómetros que se deben trazar para formar un puente a través del Océano Atlántico uniéndonos. La distancia en sí era un problema, pero la idiosincrasia otro. Quizás por este motivo Matthias y Lukas deciden visitar nuestro continente. A solicitud de sus fans por redes sociales, los miembros de Sweet Sweet Moon se enmarcan en una gira que más que presentaciones, termina pareciendo un viaje espiritual. Dos músicos jóvenes que buscan una aventura por sobre la fama, derrocharan su talento en nuestros países ante un selecto grupo de espectadores que se irá enterando de su visita, pero volverán al viejo continente con lecciones aprendidas que valen más que cualquier disco de platino.

Buenos Aires, Mar del Plata, Mendoza, Santiago, Valparaíso, son sólo algunos de los escenarios que visitaron Lukas y Matthias. Una noche frente a un local lleno, a la siguiente frente a un par de personas, “Fuck the Atlantic Ocean” termina siendo también un documental sobre apertura musical. Muchas veces los documentales que se presentan en In-Edit terminan siendo sobre bandas en su mejor momento, o bandas que lo tuvieron y ahora están de capa caída. Sweet Sweet Moon está recién aprendiendo y sus ambiciones son mesuradas. Siendo sinceros, si siguen en la música, quizás nunca sea un best seller en nuestro continente. Ese no es su objetivo. Por lo mismo la escena más cómica del documental es cuando ambos cantan en los cerros de Valparaíso con dos perros desafiantes como espectadores. La música es lo que los llena, y no lo hacen ni por gloria ni por reconocimiento.

Fuck-the-Atlantic-Ocean-620

Sarah Brugner, Simon Brugner y Michael Luger nos entregan una excelente idea. Un documental donde la gente se vuelve consciente de lo empoderada que está en estos momentos, y de la inmediatez que tienen las redes sociales. Lamentablemente, la forma en que esta idea se plasma no fue bien lograda. Cuando uno asiste a un documental musical la exigencia mínima es que el sonido sea óptimo. En “Fuck the Atlantic Ocean”, quizás lo que queda más al debe es la calidad de audio. Saturado por grandes momentos, y con un narrador que cuesta seguir, el largometraje parece más un Work in Progress que un proyecto acabado. Lástima, como decíamos, pues desaprovecha un guión que está muy bien articulado y pensado. Y con una competencia tan estrecha por encantar al público, quedamos con las ganas de que Sweet Sweet Moon nos visite nuevamente para poder disfrutarlos a cabalidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s