True Detective S02E07: “Black Maps and Motel Rooms”

En nuestra crítica de la semana pasada, estuvimos totalmente en lo cierto. Bezzerides, Velcoro y Woodrugh hicieron un gran descubrimiento en la investigación, pero pagando un gran precio. Cuesta determinar cuánta de la información que han recolectado podrá ser utilizada en un tribunal, en especial luego de que durante este episodio apareciera muerta la agente Davis (Michael Hyatt), lo que ha transformado su investigación encubierta en una investigación inexistente. El escenario es muy adverso en lo personal para los investigadores. Por eso, a lo largo del episodio, vemos como todos menos Velcoro se dedican a llevar a sus familiares a “safe zones” fuera de todo control. Así, Bezzerides ayuda a su hermana Athena (aún cuando ya se sabe que la autora del asesinato fue la ex policía y no su hermana), mientras que Woodrugh movió a su novia y a su ingrata madre a un motel donde puedan estar tranquilos. La actitud de Woodrugh responde a dos motivos. Primero, lo hace por una honesta preocupación por su seguridad, pero, además, lo hace para reafirmar su condición de hombre. Aún luchando con su homosexualidad, Woodrugh quiere demostrarse a sí mismo que un “buen hombre” no es quien lleva una correcta vida moral, sino un hombre protector, reduciendo mucho el término de la palabra.

Con los antecedentes en mano, y utilizando un motel como campo de operaciones, el caso Caspere parece estar resuelto. Estamos ante un caso de corrupción que implica a la policía de Vinci, misma policía corrupta que estuvo tras el robo de los diamantes durante las protestas de Vinci, el año 1992. El ya fallecido Dixon, además del jefe de policía Holloway y el fiscal Geldof, son uno de los interesantes asistentes a las fiestas y orgías donde también asiste el ruso-israelí Osip y gente del grupo Catalyst. La muerte de Caspere, al parecer a manos de ellos, significó una venta de las acciones del fallecido a un costo muy bajo, pues su muerte se produjo antes de la inversión en la línea férrea. De esta forma, el resto de los interesados compraron sus derechos, y ahora, con el proyecto en marcha, su inversión vale todavía más. Muy inserto dentro del grupo está Blake, otrora mano derecha de Semyon. En -por lejos- su mejor actuación del año, Semyon encara a Blake, lo tortura, y además recibe un poco de información. Le molesta tanto su traición como su arrogancia, pues él, a diferencia de Blake, supo cómo crecer, sin dar el gran salto a cualquier costo. Antes de provocarle fríamente su muerte (dejándolo el cuerpo en su oficina de manera que todos sepan a lo que está dispuesto), Semyon descubre que Caspere planeaba traicionarlo, lo mismo que sucede con Osip y sus inversores. El ruso, envidioso de la posición de Semyon, ha comprado el Lux y el Casino, y pretende ahora dominar el tráfico en Vinci.

BN-JR269_tdep7a_G_20150802204046

De a poco, Semyon ha llegado al convencimiento que su tiempo ha llegado. Por primera vez se vuelve honesta la oferta de la cual tanto hemos especulado. Todavía están a tiempo de tomar todo lo que tienen, y marcharse. Administrar un restorán, por ejemplo, y vivir una vida tranquila. Creemos que Semyon está considerando la alternativa, pero no se marchará sin ver antes el mundo arder. No está dispuesto a que su club sea controlado por Osip, por lo mismo, lo quema junto al casino. La información que ha recopilado por su parte, además de la que le aporta fielmente Velcoro, le han servido para concluir que en esta batalla, difícilmente ganará. Puede huir, o hundirse hundiendo a otras personas con él. Su decisión parece una mezcla de ambos, y queda un capítulo para confirmar el resultado.

Su relación con Velcoro, si bien es recíproca, pende de un hilo. Parece ser cierto que Semyon recibió el nombre equivocado, y fue Blake quien se lo otorgó. Pero Velcoro no tiene por qué creer esto, y le jura fidelidad en la medida que siga confiando que no hubo mala intención en la entrega del nombre. El personaje de Velcoro fue el menos desarrollado, en parte porque desde el episodio pasado tiene ninguna relación con su hijo, recordemos, a cambio de que nunca sepa que su padre puede ser el violador que atacó a su madre.

En cuanto a Bezzerides, su sentido de justicia se destruye, pues descubre que Vera, la chica mexicana que busca desde el primer episodio, no estaba verdaderamente extraviada. La mujer estaba feliz en este mundo, pues todas las carencias que tenía como inmigrante habían desaparecido prostituyéndose en altos círculos. Lamentablemente, como bien advierte Ani, ni aunque quiera puede volver a ese mundo. Su exilio es más forzado que los otros, pues nadie le creería que no está involucrada con la policía. Si no quiere que su sangre esté derramada en una cabaña, entonces Ani pasó de ser su sentenciadora a su única aliada. Otra cruz que cargar para Bezzerides, pues además, empieza a lidiar con el macabro recuerdo de la violación de que fue objeto en su infancia -un recuerdo que creía no tener-, además de haber matado al guardia en su intromisión en la fiesta. Por primera vez vemos un acercamiento con su padre, quien le dice que ella debe ser la persona más inocente de todas en este embrollo. Claramente, esta es la idea de la segunda temporada de True Detective. Nuestos “héroes”, si podemos llamarlos así, se han visto involucrados, casi a la fuerza, en un caso mucho más grande de lo que pueden controlar. Todos han debido hundirse en el barro y luchar pues su trabajo lo demandaba, pero pueden terminar pagando los platos rotos de una batalla que no es suya. Hablamos de corrupción en las más altas esferas de Vinci, y claramente, son simples peones en una lucha mayor.

woodrugh

Para el final, dejamos la historia de Woodrugh. Finalmente las fotos que tomó Dixon en los primeros episodios pueden salir a la luz, y claro, cayeron en las manos de la gente mala. Dixon claramente trabajaba para Catalyst y compañía, y ellos ya saben que Bezzerides, Velcoro y Woodrugh robaron los documentos en la fiesta. ¿Pero quién es el que lo tortura? Para su sopresa, Miguel su amante. Sus antiguos compañeros de armas, mercenarios, ahora son el brazo armado de Catalyst y McCandless. En una negociación donde parece que entregará a sus amigos a cambio de salvar su secreto, Woodrugh sorprende y se enfrenta al grupo donde precisamente está su amante latino, mostrando nuevamente su capacidad con las armas. Acá nos gustaría conversar sobre la inclusión forzada de la sexualidad de Woodrugh. Al final de cuentas, su sexualidad era irrelevante. Lo podrían haber torturado exclusivamente con su pasado como mercenario, y el resultado sería el mismo. Pareció más una estrategia comercial que nada, salvo la conclusión final. Woodrugh estaba dispuesto a morir para que su identidad sexual se mantuviera en secreto. Este es el grand finale del episodio. Cuando creíamos que Woodrugh se había salvado, recibe un tiro por la espalda.  Esperemos que a diferencia del segundo episodio, su muerte sea verdadera.

Una escena de romance fuera de contexto, cierra nuestro capítulo. Muy distintas de las de la primera temporada, donde un gran toque de traición (que definía la trama) podía desprenderse. Quizás acá rescatar la nueva referencia a lo que es ser un buen hombre que hace Velcoro, quien, Pizzolatto, logró que pasara a ser nuestro favorito luego de su desagradable personalidad a comienzos de temporada. Muchas cosas pasaron en la pieza de un motel. La calma después de la tormenta se llevó a Woodrugh, pero nos deja a un paso de cerrar el caso Caspere. Al parecer, será fuera de la esfera de la justicia (o es a propia mano, o será vía televisión). Lo que está claor es que todos se están preparando para lo peor, porque los hechos están demostrando que el escenario se ve mal.

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s