The Flash S02E01: “The Man Who Saved Central City”

maxresdefault

Primero lo primero: cuánta alegría por el retorno de la serie que, junto a Arrow, nos entretienen y emocionan semana a semana.

Pasando directamente al capítulo que comentamos a continuación, en el regreso de la serie para su segundo temporada, partir diciendo que las expectativas ciertamente eran altas. The Flash no sólo fue la gran sorpresa en el mundo de las series del año pasado, sino que se ganó a la audiencia y la crítica perfeccionando la fórmula de Arrow, a la vez que su tono más liviano y lo accesible que resulta -bonus points por ser una serie de comics-, rápidamente la convirtió en fan favourite tanto del público asiduo a la narrativa gráfica, como de aquel que da sus primeros pasos en este mundo.

Habiendo dejado la vara así de alta, resulta más que razonable comenzar a exigirle un poco más a la serie en su segundo año. Afortunadamente no nos han defraudado, y si “The Man Who Saved Central City” resulta un indicador adecuado, entonces nos espera un gran viaje durante los próximos meses.

The-Flash-Review-The-Man-Who-Saved-Central-City-Strikes-Season-Premiere-Gold

Retomando la acción 6 meses después del season finale, la serie nos presenta un cambio en el status quo mediante una trama que ya hemos visto antes -más de una vez en Arrow-, pero que no por eso resulta menos efectiva, especialmente para el caso de un héroe aún en formación como lo es Barry. En este caso, nos referimos a la decisión del personaje de Grant Gustin por comenzar a trabajar solo, alejando a todos sus seres queridos y al “Team Flash”, bajo el argumento de su propia protección y seguridad. El clásico trope del lobo solitario conocido como “I Work Alone”.

El motivo para explicar el cambio en la personalidad de Barry -y por extensión, el desbande del grupo-, radica en lo ocurrido en el final de la temporada pasada, luego de que el agujero negro conocido como “la singularidad” se apareciera sobre Central City. Por vía de flashbacks, volvemos al momento en que nos dejó el cliffhanger de “Fast Enough”, con un Barry que corre a través del agujero negro para contenerlo, logrando así estabilizarlo. Sin embargo, aquello no es suficiente, ya que hace falta cerrarlo. La hipótesis del profesor Stein es que la energía liberada al momento de separarse Firestorm podría ser suficiente para lograr salvar el día, por lo que se vuelve a fusionar con Ronnie Raymond, y ya formando al igneo superhéroe, se lanzan contra el evento cósmico, teniendo resultado, pero desapareciendo Ronnie en el acto, siendo Barry sólo capaz de salvar a Stein. Duras noticias para el “corredor escarlata”, considerando que tan sólo minutos antes había debido soportar la muerte de Eddie Thawne, al suicidarse éste para detener a su descendiente lejano, Eobard Thawne, aka, Reverse Flash.

De esta forma se configuran no sólo los motivos que tiene Barry para alejarse de los suyos, sino además se genera el plot twist en torno al título del capítulo: el hombre que salvó Central City fue Ronnie Raymond, y su muerte aparente carcome por dentro a Barry debido a la culpa que siente al respecto, la que se ve acrecentada por el homenaje público que el héroe está a punto de recibir -el “Flash Day”-, con entrega de las llaves de la ciudad incluída.

Bajo esta situación es que se nos entrega el status quo de los demás personajes: Cisco trabaja ahora en la policía, ayudando a Joe como parte de un grupo especial que combate metahumanos; Iris continúa su labor en el periódico, lamentando la pérdida de Eddie y el distanciamiento de Barry; Caitlin se alejó de todos tras la muerte de Ronnie, consiguiendo trabajo en Mercury Labs; y el profesor Stein retomó su vida dentro de lo que las circunstancias le permitieron.

Sin embargo, pronto ocurrirán dos hechos entrelazados que harán que el antiguo “Team Flash” se reúna y vuelvan a trabajar juntos para salvar el día. El primero, el ya mencionado homenaje público al cual Barry acude de regañadientes tras una conversación con Iris; y el segundo, la extraña muerte de un hombre llamado Al Rothstein (Adam “Edge” Copeland, ex-luchador de la WWE) , provocada por un metahumano.

Ambos acontecimientos confluyen en el homenaje, donde un misterioso metahumano -apodado Atom Smasher por el profesor Stein- hace acto de presencia con el fin de acabar con un Barry que, a duras penas, logra sobrevivir al encuentro. Las cosas se complican más al notar que, tras su máscara, el villano porta el mismo rostro del fallecido Rothstein. The plot thickens.

The-Flash-Episode-2-01-The-Man-Who-Saved-Central-City-Promo-Pics-the-flash-cw-38866677-500-334

No bien los efectos especiales para mostrar los cambios de tamaño del villano fueron poco convincentes un par de veces, lo cierto es que Atom Smasher cumple en su rol como primer “villano de la semana”, consiguiendo no sólo ser un enemigo formidable para Barry, pero además permitiéndole comprender que no puede seguir solo sin ayuda de sus amigos y familia, lo que obviamente genera que se configure un nuevo “Team Flash”, ahora con Iris y Stein incorporados en reemplazo de Wells, ayudando al héroe a salvar el día.

Pero además Rothstein es útil a la trama porque es mediante su aparición que la serie comienza a introducir un concepto clásico de los comics de DC y que será parte importante de la serie esta temporada: el multiverso. Si bien no se nos dice explícitamente en este episodio, está más que claro que hay dos versiones de Al Rothstein, y cuando el villano antes de caer derrotado comenta que alguien apodado “Zoom” le prometió que lo llevaría “de vuelta a casa”, para qué ser más claros.

Ahora bien, como para despejar cualquier duda, el capítulo termina con la aparición en S.T.A.R. Labs de uno de los personajes más esperados de la nueva temporada: Jay Garrick (Teddy Sears), el Flash de la Tierra-2, y el primer héroe en debutar con ese nombre, durante la “edad de oro” de los comics, quien viene a advertirles que algo se acerca que pondrá a “su mundo” en problemas.

the-gangs-all-back-together

Ahora bien, la serie no sería lo que es si no es por su componente emocional, y si bien ya comentamos en torno a la reunión del Team Flash, queda algo importante por mencionar antes de cerrar la reseña. Nos referimos al videotestamento que Harrison Wells/Eobard Thawne dejó preparado en caso de que fracasara su plan. Lo anterior importa no sólo porque era una de las condiciones que el mismo personaje de Tom Cavanagh había dejado para que Barry lo sucediera y heredera todas las instalaciones de S.T.A.R. Labs, sino además porque en aquel video se encontraba una de las cosas que Barry había estado esperando ansiosamente durante gran parte de su vida: una confesión donde Wells/Thawne se hace cargo de la muerte de Nora Allen, entregando así evidencia suficiente para que Henry Allen pueda ser exonerado y quede en libertad.

La reunión de padre e hijo fuera de la prisión, y la celebración consiguiente fueron algunos de los momentos más emotivos de la serie, los cuales pronto se vieron coartados por la decisión de Henry Allen de no reestablecerse con Barry ni retomar su vida, sino que irse de la ciudad. Obviamente entendemos que el razonamiento de esto obedece a motivos de logística de la serie, y que John Wesley Shipp seguirá apareciendo cada tanto tiempo como estrella invitada, pero de todas formas nos pareció una decisión un tanto apresurada, no bien la justificación que se le da en el contexto de la serie es más que correcta.

A fin de cuentas, The Flash está de vuelta de gran forma, con un capítulo que reordena la mesa, cerrando algunas tramas de la temporada anterior, comenzando a desarrollar las nuevas, y poniéndonos al corriente con gran parte del elenco. Una temporada más ambiciosa y que buscará abarcar mucho más, y no tenemos ninguna duda que no nos defraudarán.

Notas al cierre:

  • Bienvenidos nuevamente a la cobertura de “The Flash”, gracias por acompañarnos, tanto si estuvieron con nosotros a lo largo de la primera temporada, o si recién nos están descubriendo.
  • Gran detalle el partir el capítulo no sólo con la escena superheroica positiva para despistar a la gente, sino además el posterior contraste con la habitual narración de Barry, pero ahora en un tono de derrota.
  • Considerando que esta es una serie sobre comics, y que sabemos que existe el multiverso, no compramos por ningún momento la supuesta muerte de Ronnie Raymond, y seguramente será cosa de tiempo antes de que lo volvamos a ver (al igual que lo ocurrido con John Wesley Shipp, el motivo detrás de esto seguramente es el alza en el precio de la “carta” de Robbie Amell).
  • No sabemos si fue a propósito, o un error de continuidad que se les escapó, pero durante la temporada pasada, Al Rothstein se encontraba en la lista de nombres pronunciada por Wells en “Power Outage”, que incluía a gente afectada por la explosión de S.T.A.R. Labs; esto claramente contrasta con lo que se nos dijo en este capítulo, respecto a que Rothstein se encontraba de luna de miel en Hawaii mientras ocurrió el accidente.
  • Considerando la convulsionada historia de villanos en los comics que se han hecho llamar “Reverse Flash”, “Zoom” y “Professor Zoom”, será interesante el juego de especulación que se viene de ahora en adelante, en torno a cuál será la verdadera identidad del villano de esta temporada. Y alternativas no faltan: ¿Una versión alterna de Eobard Thawne o de Harrison Wells? ¿Hunter Zolomon? ¿Edward Clariss, aka, The Rival, villano tradicional de Jay Garrick y que tiene una conexión con Vandal Savage -el villano de “Legends of Tomorrow”? ¿Cobalt Blue? Cuéntenos en los comentarios sus candidatos.
  • La canción del reencuentro entre Barry y su padre es “Renegades” de X Ambassadors.
  • Gran detalle el burlarse constantemente de lo mala que era la seguridad de S.T.A.R. Labs en la primera temporada, un hecho que nosotros mismos recalcamos varias veces.
  • Cisco comenzó a manifestar nuevamente sus poderes, producto de haber sido afectado por el acelerador de partículas. No nos sorprendería que esta temporada sirva también como historia de origen para “Vibe”.
  • A propósito de Cisco, simpático detalle el decir que la idea de una “señal” de Flash se le ocurrió leyendo un comic por ahí. Aunque claro, esperamos que eso no signifique que no hay Batman en este universo.
  • El logo con el círculo blanco llegó al traje de Barry.
  • Nos gusta la idea de un bromance científico entre Cisco y el profesor Stein.
  • El abogado que representaba a Wells trabajaba para “Weathersby & Stone“, el cual es el estudio que figuraba prominentemente en la serie “Eli Stone”. Dicha serie era producida por Greg Berlanti (el showrunner de Arrow, Flash y Supergirl), y uno de su protagonistas era Victor Garber, quien da vida al profesor Martin Stein. Buen detalle.

Para el cierre, un adelanto a “Flash of Two Worlds”, el capítulo de la próxima semana:

Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s