Marvel’s Agents of S.H.I.E.L.D. S03E17: “The Team”

0849edbe78974b93cbffbbefb4f3cd6a

De la confianza a la traición hay un solo paso. Como si Coulson y cía. -y S.H.I.E.L.D. en general- no hubieran tenido lo suficiente de ésto desde la revelación de HYDRA en adelante, les volvió a tocar nuevamente un día aciago, en esta oportunidad producto de las maquinaciones de Hive tanto para hacerse con el poder de la organización que alguna vez controlara Red Skull, como para destruir a S.H.I.E.L.D. desde adentro, gracias a la implantación de un doble agente en el núcleo cercano a Coulson.

La serie entonces se enfrenta a una encrucijada interesante: por una parte, al jugar nuevamente con la idea de un traidor y las semillas de la desconfianza, corre el riesgo de no sólo caer en la repetición, pero de perder el interés de la audiencia si la revelación no es lo suficientemente impactante y/o carece de lógica; por otra parte, no sólo el mejor material de la serie ha nacido de las consecuencias de las grandes traiciones al interior de S.H.I.E.L.D. (el momento “Hail HYDRA” de “The Winter Soldier” básicamente salvó a la serie), pero además muchas veces dichas revelaciones han funcionado para explorar a los personajes y la evolución que éstos han tenido.

Sin ir más lejos, los eventos mismos de “The Team” funcionan tanto como un microcosmos de la serie, como un reflejo en sí de la evolución que los personajes han tenido a lo largo de ya casi 3 temporadas completas. Coulson, May, Daisy, Fitz-Simmons, incluso adiciones más recientes como Lincoln (en su capítulo más bancable) o Mack, todos han pasado por cambios significativos durante su permanencia en la serie -para qué hablar de Ward/Hive-.

Agents-of-SHIELD-The-Team-Elena-Joey-Lincoln

De esta manera, nuestra reacción a la trama de ésta semana y a la revelación de quién era el “topo” al interior del equipo, se puede dividir entre los dos componentes que describimos previamente: sí, obviamente hay una sensación de “hemos visto esto antes” frente a la perspectiva de otra trama de traición; pero la ejecución de la misma, especialmente ayudada por el suspenso de pasar todo un capítulo tratando de adivinar quién era el traidor, sumado a la forma en que la serie jugó con nuestras expectativas y nociones preconcebidas, se prestaron para un muy buen episodio, lo que ha estado en línea con el alza en calidad que ha experimentado la serie desde su retorno del hiato de fin de año.

Y bueno, hablando de la gran revelación, el hecho de que se tratara de Daisy fue un gran detalle, tanto por lo inesperado de la decisión, pero además porque es algo que tenía mucho sentido en retrospectiva -más si se vuelve a mirar el episodio ya estando conscientes de lo que va a ocurrir-.

Considerando que, del núcleo central, Daisy es por lejos el personaje que más ha evolucionado (desde todo punto de vista) durante la serie, resulta más impactante que sea ella quién se encuentra bajo el control de Hive. No sólo por aquella tensión con Ward presente hasta el momento previo a la muerte de éste a manos de Coulson, o por el hecho -a veces pasado por alto en una serie coral- de que el rol de Chloe Bennet es el personaje principal de la serie; sino además porque, más que cualquier otro personaje, la evolución de Skye a Daisy llevó consigo una apertura emocional que, descontando a Fitz-Simmons, ningún otro personaje ha tenido en la serie. De la hacker solitaria del primer episodio, el personaje evolucionó gracias a la formación de vínculos interpersonales en base a la confianza depositada en ellos: Coulson se volvió una figura paterna, May una mentora, Fitz-Simmons en amigos/hermanos, Bobbi/Hunter/Mack en amigos/compañeros de armas y Lincoln en un compañero sentimental (independiente de lo forzada de la relación). El mismo descubrimiento de su familia le permitió al personaje abrirse y abrazar su redescubierta herencia de una manera especial, con independencia de que ni Jiaying ni Calvin Zabo/Mr. Hyde se van a ganar el premio al padre del año.

Por lo mismo, poner a Daisy en el rol de la traidora -con independencia de cuánta influencia tuvo Hive en ello- es una jugada interesante, porque básicamente el personaje quema todos los puentes que había armado a lo largo de la serie, y justo después de la primera misión de los Secret Warriors que tanto trabajo le tomó a Quake armar. Como si no fuera poco, no hace más que consumar las amenazas de venganza que Ward guardaba previo a su muerte, las que sin duda fueron acogidas por el ancestral inhuman que ahora utiliza su cuerpo como vehículo.

Bien vale la pena detenerse en los Secret Warriors, porque su “viaje inaugural” para rescatar a Coulson y cía. fue una de las mejores escenas de acción de la temporada, impulsada por el buen uso de efectos especiales y lo ingeniosas de las maniobras de Quake, Lincoln, Joey y Yo-Yo. Dice mucho de la calidad de la escena el hecho que fuera el médico con poderes eléctricos quien tuviera las mejores secuencias, no sólo cobrando revancha del glorioso golpe con un extintor que recibiera hace un par de episodios, pero además dando un genial uso a sus habilidades, en este caso creando látigos de electricidad que funcionan similar al grappling beam del traje de Samus -para los entendidos-.

El equipo no sólo resultaría victorioso en su rescate, pero además pondría en marcha la secuencia de eventos que desembocaría en la gran traición al final del episodio. Fue durante la misión, que Ward se hizo del control de Daisy, mientras que S.H.I.E.L.D. capturaba a Malick. Y fue el personaje de Powers Boothe quien dejó caer la bomba a Coulson sobre el traidor entre los suyos, todo producto de los efectos que las revelaciones de las últimas semanas tuvieron en el otrora hombre fuerte de HYDRA al interior del Consejo Mundial de Seguridad, especialmente la muerte de su hija y el saber que Hive era el causante indirecto de su muerte. Asimismo, fue la información de Malick lo que puso en alerta a Coulson y llevó a todos al interior de la base a apuntarse con el dedo buscando un culpable.

skye_sorry_daisy

La tensión misma de buscar al culpable fue un gran detalle durante el capítulo porque genera semejante concentración en la audiencia, que nos lleva a dudar de todo el mundo. Incluso la falsa revelación de que Lincoln era el culpable, luego de ser inculpado por Daisy, es un genial momento, porque juega con las expectativas y la predisposición de la audiencia a creer que el personaje más detestado era el traidor. Por lo mismo, una vez revelado el plan maestro de Daisy, no sólo sentimos la traición nosotros mismos, pero -como casi nunca ocurre- nos pusimos del lado de Lincoln al ver su desolación, luego de que la mujer a quien ama fuera capaz de llegar a tales extremos, con independencia del control parasítico que ejerce Hive.

Y así es como, con el gato ya fuera de la bolsa, a Daisy no le queda otra que materializar el resto de su plan: el robo del artefacto inhuman y de los cristales terrigen, y la posterior destrucción de la base de S.H.I.E.L.D., sepultando aparentemente a todos bajo el peso de la estructura y de su traición, mientras Coulson y cía. se dan cuenta del grave error que cometieron y sobre cómo fueron manipulados por su otrora aliada.

Con una imagen de una Daisy casi enajenada destruyendo todo a su paso termina un nuevo episodio de “Agents of S.H.I.E.L.D.”, a medida que nos acercamos a paso agigantado al final de temporada.

Notas al cierre:

  • Dejamos lo mejor para esta sección, especialmente porque se sentía un poco desconectado de la trama principal, pero es hora de hablar de Fitz-Simmons; y como dice un conocido relator deportivo… ME PONGO DE PIE! No sólo su escena juntos fue el mejor momento del capítulo, pero el que sellaran todo con un beso nos hizo celebrar a todos, a la vez que ponían término a casi 3 temporadas de constante “will they, won’t they”, coronado con un tercer ciclo que los tiene como MVP’s.
  • Siguiendo con Fitz-Simmons, su intercambio en dicha escena sobre el espacio fue genial, especialmente por lo horriblemente cheesy de la frase de Fitz (“something magnificent right in front of me”), y la forma en que supo rematarla -y romper la risa de Jemma- al hacer referencia al cuadro del espacio que estaba en la habitación.
  • Pareja que hace autopsias juntos se mantiene unida.
  • No, pero en serio, podríamos seguir hablando de Fitz-Simmons durante todas las notas sin problemas. Mal que mal, durante el peor momento de la temporada, fueron el faro que nos mantuvo en la ruta.
  • Melinda May, nunca cambies.
  • Las conversaciones en español entre Joey y Elena se agradecen, y mucho. No cualquier día una serie norteamericana -y una con el impacto de ésta- toma una decisión tan inteligente como utilizar personajes latinos de una forma que no se siente estereotipada, y además los hace hablar en sus idiomas nativos.
  • Chloe Bennet hace una buena actuación “perturbadora”, luego de revelarse su traición.
  • Hasta siempre Gideon Malick, fuiste un buen personaje que merecía algo mejor.
  • Considerando la paranoia y el efecto que todo esto tendrá en ellos, será interesante ver cómo los demás inhumans manejan toda la situación, especialmente Joey y Elena.
  • Un elemento que no funcionó tan bien en el episodio fueron las constantes referencias a la fe y alegorías religiosas, tanto de parte de Coulson como de Malick. Se entiende que la charla tuviera relación tanto con la amenaza y lo que significa Hive, como con la “fe” de Coulson como sinónimo de confianza en sus amigos y subordinados; mas era imposible no sentir que todo fue demasiado “in your face”. “Agents of S.H.I.E.L.D.” es una serie que no sabe hacer bien subtexto, y muchas veces decide dispararse en el pie mediante el uso -y abuso- de explicaciones para cosas que no era necesario que fueran mencionadas textualmente debido a que se pueden inferir, y esta semana -lamentablemente- no fue la excepción.
  • Siguiendo con lo anterior, quizás lo único que sí funcionó bien fue la decepción de Malick luego de que el “dios” en quien creía acabara con la vida de su hija, el único ser a quién adoraba aún más.
  • Hagan sus apuestas, ¿En qué va a gastar Hive los 960 millones de dólares de Malick, los cuales puede disponer de forma inmediata?
  • Para efectos de shippeo, ¿podemos bautizar la pareja entre Mack y Elena como “Yo-Yo Ma”?

unnamed

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s