Extreme Rules 2016

13221633_10209771801870923_8422548809121028167_n

Roman Reigns vs AJ Styles era el evento fuerte de la noche, pero el regreso de Seth Rollins opacó una regular jornada. Comentamos lo ocurrido en Extreme Rules, el guiño PG a la violencia.

El debut de Karl Anderson y el regreso de Luke Gallows a los PPV de WWE tendría a la primera victoria definitiva de “The Club”, que tras intercambiar el dominio en los siempre desordenados Tornado Tag Team Match, finalmente dieron cuenta de los siempre desagradables y tramposos Usos aplicando el Magic Killer. No sería la última vez que viésemos a estos 4.

El bruto búlgaro contra el Little Mosquito serían los siguientes en salir a escena: Rusev venció de forma violenta de Kalisto en un buen combate, arrebatándole el cinturón de los Estados Unidos en lo que fue un largo y poco significativo reinado del enmascarado, que siendo un muy buen luchador, los creativos no han sabido darle consistencia a su personaje dentro del roster, mucho menos desligarlo de Sin Cara. Ojalá Kalisto no quede a la deriva al perder el cinturón, en un muy populoso low card. Por parte de Rusev, es de esperar que sea su renacer con un reinado interesante, y que Lana sea un factor positivo en sus combates, no una excusa para darle algo que gritar a los aburridos en el público. Pueden ser una gran power couple, todo está en un buen manejo.

En un sorprendentemente breve combate, The New Day derrotó a los Vaudevillains con Big E y Xavier Woods aprovechando la intervención de Kofi Kingston desde las afueras, y jugando con el rol de ser el “pinfall boy” de Woods al momento de que Gotch y English conectaron el Whirling Dervish al anfitrión de Upupdowndown. Woods sería el encargado de obtener la victoria sobre sus últimos contendientes serios, y veremos hacia dónde apuntan los campeones: ¿revancha contra los Vaudevillains, Enzo y Cass, o Anderson y Gallows?

El combate de la noche fue el que anticipábamos: Fatal Four Way por el cinturón Intercontinental entre El Miz, Sami Zayn, Cesaro y Kevin Owens. Grandioso match en que los 4 tuvieron excelentes momentos, viéndose todos como contendientes a ser campeones, y con maravillosos spots: secuencia de sunset flips entre Sami Zayn y Cesaro; 6-Stars Frog Splash de Owens al Miz, Cesaro aplicando el Uppercut Train a los 3, y muchos otros buenos momentos que dejamos de lado. La victoria sería para el Miz luego de que Sami se quedara en las afueras venciendo a Kevin Owens tras haber conectado la Helluva Kick sobre Cesaro, en una muy buena forma de darle cierre a la pelea, manteniendo el interés porque alguien le quite el cinturón, y dejando abierto el eterno feudo entre Owens y Sami. Cesaro creo que el próximo PPV será parte del Money In The Bank, corriendo como favorito por el lado de los face.

26 minutos que se hicieron eternos. Dean Ambrose venció a Chris Jericho en lo que pudo ser un gran combate de 15 minutos, pero terminó siendo un aletargado match que sirvió más para el gimmick del “Asylum match” que para contar una buena historia en el ring, evidenciando el poco arsenal de Dean Ambrose en el camino. Los últimos minutos y la eterna disputa por usar las tachuelas provocaron interés en una pelea que a la mitad, el público ya pedía a Seth Rollins (ciudad smark). Dean necesitaba esta victoria, pero hay algo triste en que ya no tomemos en serio a Ambrose tras tantas derrotas estúpidas que ha tenido que acarrear en el último tiempo.

En un insulso combate que estaba condenado por su gimmick (submission match), Charlotte venció a Natalya con ayuda de Dana Brooke, la que al parecer será su nueva sidekick, probablemente anticipando que la campeona se desligará pronto de su padre. Lo interesante es que tendremos sí o sí otra retadora, ¿es el momento de Sasha?

Y en el main event, AJ Styles no pudo vencer a Samoan Cena tras conectarle dos Styles Clash, múltiples silletazos, en lo que fue un buen combate con el dominio compartido, la entrada de los Usos y de El Club (tristemente disminuidos ante el poder del todopoderoso Roman Reigns, condenándolos de inmediato al rol de los patrulleros en Power Rangers). Cuando todavía no podíamos sanar la indignación del bookeo asqueroso que no deja de evidenciar que Vince quiere que Roman sea la imagen viva de John Cena, llegaría el momento en que Seth Rollins regresaría a recuperar lo que nunca perdió: el cinturón del WWE World Heavyweight Championship.

Interesante noche, con buenos combates y otros que se sintieron una pérdida de tiempo. Veremos mañana qué tiene que decir Crossfit Jesus, el hombre que tras 5 meses de rediseñarse y reconstruirse, viene a reclamar lo que es suyo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s