WWE Monday Nigth Raw 22/08/16: “Raw is Bayley”

Un día después del accidentado domingo de Summerslam, celebramos un lunes mas de las noches crudas de WWE, con el estrenado título Universal tempranamente vacante.

Desgraciada noche la de ayer en la casa de los Brooklyn Nets celebrando una nueva edición de SummerSlam. Mas allá de los bemoles de una irregular noche, el “accidente” en la pelea de Brock Lesnar con Randy Orton, y la posterior noticia de la lesión de Finn Bálor terminaron robándose la atención. Efectivamente, el flamante campeón del Universo volvió a resentirse de su hombro derecho, lesión que lo tendrá cerca de 6 meses fuera de la acción en el ring. Así, la noche comienza con el Rey Demonio entregando su título a las autoridades de Raw, agradeciendo a la fanaticada por el apoyo y visiblemente emocionado. Lamentable comienzo de Bálor en la primera línea de WWE, imposibilitado de retribuir el push instantaneo del cual fue acreedor, y peor aun, trágicas noticias para el show. Mas allá de las simpatías por el personaje, es una tremenda perdida para un roster corto y flojo en main eventers. Pero a rey muerto, Reigns puesto (?), y tan fugaz como fue el reinado de Bálor, será el interinato de Mr. Vacant, ya que la próxima semana tendremos nuevo campeón a definir en una Fatal-4-Way, excusa perfecta para pactar a los principales rostros de la marca en luchas eliminatorias para obtener una de las 4 plazas en dicha lucha titular.

Pero antes, revisemos que ocurrió con el relleno habitual, como la continuación del feudo del año entre Titus O’Neil y Darren Young…. Suficiente. Por otro lado, Big E de regreso tras superar sus problemas testiculares, dio cuenta de Karl Anderson para seguir promoviendo el feudo entre equipos que tuvo un combate mas que reguleque en SummerSlam con la intervención innecesaria de Jon Stewart. Por último, Braun Strowman hizo lo habitual con el jobber local de turno.

El momento de la noche vino de la mano de Bayley, haciendo su estreno oficial en Raw tras su aparición especial en Battleground, y ocupará el lugar de Sasha Banks como rival de Charlotte mientras la Jefa se recupera de su lesión lumbar. Era cuestión de tiempo para que la niña de los abrazos tuviese su oportunidad en el roster principal tras sostener por un buen tiempo la división femenina en NXT y protagonizar grandes momentos junto a Becky Lynch, Charlotte y Sasha Banks. Así, su debut se materializó ante Dana Brooke tras ser introducida por Mick Foley como el próximo escollo en el camino de Charlotte. Victoria para la ex campeona de NXT y abrazos para todos. Tremenda incorporación.

Apartamos unas pocas palabras para la “despedida” de los Duddley Boyz de WWE, luego del pésimo año que tuvieron tras su regreso a la empresa. Discursos consignando el adiós, y el 3D de rigor a Primo y Epico, finalizan con Luke Gallows y Karl Anderson atacando a los otroras ECW, poniendo en duda el carácter de la despedida. De todas formas, esta de mas decir que el regreso de los hermanos Duddley a WWE estuvo lejos de la leyenda y el legado que construyeron en mas de 20 años de carrera. Que las nuevas generaciones no se equivoquen, los Duddleyz fueron uno de los equipos mas importantes en la historia de la industria, pero lamentablemente WWE no supo ocuparlos bajo su nuevo formato. Quedamos con las ganas de ver una corrida de Bully Ray en solitario. Nos vemos en un futuro Salón de la Fama.

Ahora, pasando a los combates importantes de la noche, tuvimos a los habituales protagonistas y entretenedores de los lunes, faltando solo Cesaro. El que obviamente tendría un lugar asegurado en esa batalla fatal de cuatro esquinas es Seth Rollins, derrotando a Sami Zayn en un combate que levantó las alarmas con el canadiense y una eventual lesión, la cual no pasó a mayores. Luego, es Kevin Owens el que se hace de la victoria y del cupo en la Fatal-4-way sobre Neville con la ayuda de su nuevo compipa, Chris Jericho. En la siguiente serie, y quizás la mayor sorpresa, el hombre de los 7 pies de altura, Big Cass, se hace de la plaza con el abandono de Rusev, demostrando la predilección que la plana mayor de la empresa tiene para con el gigante, que de no mediar algún imprevisto terminará tarde o temprano como luchador single para disputar cosas mayores. Cerrando la noche y para completar la cuaterna, Chris Jericho y Roman Reigns en el único combate que tuvo al público realmente involucrado, principalmente por la odiosidad para con el samoano. Ya parece cuento repetido, un buen combate arruinado por bookeo supernatural que recibe el samoano, el que se lleva la victoria incluso con la intervención de Kevin Owens. De todas formas, lo mejor de la noche.

14081416_1083735031674844_1504931278_n

La habitualidad con la que hemos visto este formato de eliminatorias para definir campeonatos o bien primeros retadores durante el último año, ha terminado por agotar la formula, no generando la misma reacción que en otras ocasiones. Aun así, las expectativas alrededor del combate de cuatro esquinas de la próxima semana son altísimas, siendo que las probabilidades de que Reigns o Rollins se hagan con el título son del 99%. Esperamos un combate a la altura, y que la incorporación de Bayley sea un aliciente para un programa que pareciera deambular semana a semana en la abulia y repetición constante.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s