Doctor Strange (2016)


Doctor Strange.
Año: 2016.
Género: Ciencia ficción, Superhéroes.
Director: Scott Derrickson.
Elenco: Benedict Cumberbatch, Chiwetel Ejiofor, Rachel McAdams,
Benedict Wong, Mads Mikkelsen, Tilda Swinton.
Duración: 115 minutos.
País: EE.UU.
Música: Michael Giacchino







La anticipación al lanzamiento de una nueva película de Marvel Studios cada vez involucra un mayor escrutinio por parte de la crítica y el público respecto a qué esperar sobre otra cinta de la “casa de las ideas”. Y si bien estamos en un punto donde Marvel básicamente puede lanzar a cualquier personaje que deseen en un filme, y no tener problemas respecto de su marketing o de audiencia (cosa de ver lo ocurrido con “Ant-Man” o con “Guardians of the Galaxy”); lo cierto es que, como nunca, Marvel debió a enfrentarse a una cantidad inusual de polémicas (justificadas, dicho sea de paso) previas al estreno de “Doctor Strange”.

Bien se trate de la contratación de actores para luego ser eliminados durante el proceso de edición, de la decisión de cambiar la locación de los comics del Tibet a Nepal -para no tener problemas con el gobierno chino y poder estrenar la película ahí-, o las infames decisiones que rodearon el casting de la película: el casting propiamente tal de Benedict Cumberbatch como el Dr. Stephen Strange (vilipendiado debido a la notoria ausencia de personajes que no sean hombres blancos y heterosexuales en la filmografía de Marvel, más considerando la ambigüedad con que los comics han tratado dichos elementos respecto a Strange), así como el de Tilda Swinton como The Ancient One (personaje que en los comics no sólo es hombre, pero también de origen asiático, por lo cual, no bien se agradeció un rol femenino extra, se criticó fuertemente a Marvel por no elegir a una actriz asiática).

Ante este panorama, sumado a ciertos llamados a boicotear la película, verdaderamente costaba recordar algún momento en que Marvel se hubiera enfrentado a un panorama así; y si a esto le sumamos el año dispar que han tenido las películas de comics este año, estabámos ante un panorama interesante, por decir lo menos, ante el estreno de “Doctor Strange”.

r1i9ounc8hubvh1ofime

Y sí, obviamente es un testamento a éste leviatán fílmico que es Marvel Studios el poder afirmar que, ante todas las dificultades, “Doctor Strange” es un buen filme que destaca especialmente en su aspecto audiovisual gracias al trabajo impecable e innovador de Scott Derrickson, un director que no sólo ya se perfilaba como uno de los cineastas más atrayentes en el cada vez más alicaído ámbito del cine de terror, pero que con esa cinta demuestra una visión creativa increíble para demostrar la acción mística y que literalmente funciona en diversos planos visuales de existencia, nutriéndose de, y dejando chicas a películas como “Matrix” e “Inception” en este sentido.

Es algo que también se siente muy apropiado a la herencia del personaje, desde que fuera creada por Stan Lee (quien tiene otro de sus característicos cameos) y por Steve Ditko, quien no sólo se ha vuelto sinónimo con el personaje que co-creó, pero cuyas imágenes psicodélicas y etéreas marcaron pauta en los comics del personaje, muchas de las cuales fueron recreadas con todo el lujo y detalle que permite la tecnología moderna para entregarle a “Doctor Strange” un sabor visual característico y un tanto inédito, considerando la estética habitual de las películas de Marvel.

Y ya que hablamos de lo habitual en estos filmes, corresponde hablar de la trama de la película, ya que “Doctor Strange” sigue al pie de la letra lo que vendría a ser la fórmula de los filmes de Marvel, especialmente cuando se trata de historias de origen: un protagonista arrogante que brilla en su campo laboral -en este caso el Dr. Stephen Strange (Cumberbatch), exitoso y prodigioso neurocirujano-, sufre un evento trágico en su vida -daño nervioso irreparable en sus manos-, lo que lo obliga a buscar la ayuda de un mentor -The Ancient One (Tilda Swinton), Hechicera Suprema de la Tierra-, lo que le significará una transformación personal acompañada de un baño de humildad, lo que le entregará las herramientas para derrotar al villano de turno -en este caso Kaecilius (Mads Mikkelsen), enajenado ex-discípulo de The Ancient One quien busca acceder a conocimiento y poder oculto y prohibido, debido a que provienen de una poderosa entidad: Dormammu, el soberano de la Dimensión Oscura.

Como podemos ver, la trama es la fórmula tradicional de Marvel, lo que lleva a que el filme se asemeje, por sobre todo, a “Iron Man”, lo que no es coincidencia, no sólo por los deseos de Marvel de que Strange -y Cumberbatch- tomen la batuta de parte del Tony Stark de Robert Downey Jr. de cara al futuro del universo fílmico, pero además porque el actor inglés ha demostrado una y otra vez su excelente labor encarnando a personajes egoístas y arrogantes, pero con un encanto particular (sin ir más lejos, “Sherlock”), lo que lo vuelve el nombre ideal para llevar sobre sus espaldas la fórmula Marvel, la cual está hecha a la medida para esa clase de papeles.

El resto del elenco en general cumple bien, destacando obviamente Tilda Swinton en su etéreo y andrógino personaje; Chiwetel Ejiofor como Mordo, el frienemy de Strange; y Bernard Wong como Wong, custodio de la librería de Kamar-Taj, y dotado de un particular sentido del humor que se contrapone al de Strange. Lamentablemente, la película sí desaprovecha a 2 de sus nombres más potentes: en el caso de Rachel McAdams, su papel como la Dra. Christine Palmer funciona sólo como un pseudo interés romántico relegado a menos relevancia y tiempo en escena del que han tenido actrices en el mismo rol como Natalie Portman o Gwineth Paltrow (a la vez que nos recuerda otra controversia, esta vez entre las divisiones de cine y tv de Marvel sobre el alter-ego heroico de Palmer, el cual era la fuente original de inspiración para Claire Temple en “Daredevil”); por otro lado, lo que ocurre con Mads Mikkelsen es un ejemplo más de la habitual situación respecto a Marvel y su problema con los villanos, desperdiciando talento increíble sin poder perfilar amenazas que no resulten un tanto decepcionantes, a menos que se trate de Loki o del Winter Soldier, lo que no ha hecho más que agravarse tanto por la influencia omnipresente de Thanos, como por la potencia que los villanos de las series de Netflix han traído consigo.

doctor-strange-promo-art

En cuanto a la música, ésta sigue manteniendo el nivel habitual de las películas de Marvel: composiciones, en este caso cortesía de Michael Giacchino, que cumplen, mas no logran elevarse más allá como para alcanzar el nivel de reconocimiento en la cultura pop que las películas que acompañan alcanzan. Aún así, vale la pena destacar el trabajo de Giacchino, tanto porque se eleva un poco por sobre la media de Marvel, y además por la notoria influencia que la OST de “Sherlock” ejerce sobre ella.

En retrospectiva, “Doctor Strange” es un buen filme, mayormente por su apartado audiovisual, lo que le permite romper un poco el molde de la fórmula Marvel, la cual si bien está archiprobada en cuanto a su éxito y calidad, está ya empezando a demostrar claras muestras de fatiga, principalmente debido a la forma en que el estudio opta por no tomar riesgos mayores con tal de no sacrificar la fórmula. Con Strange perfilado para convertirse en una figura mayor del universo fílmico -se unirá a los Vengadores en Infinity War-, y con el antecedente que esta película ya sentó en materia visual, de verdad esperamos que Marvel decida contagiar su narrativa con parte de la imaginación e inventiva que vimos en las caleidoscópicas escenas de acción en este filme.

Como siempre, les recordamos quedarse hasta el final de los créditos, ya que la película cuenta con 2 escenas adicionales, las cuales no sólo conectan a Strange con el resto del universo Marvel, pero además nos entusiasman con futuros adversarios para el Doctor.

Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s