Dunkirk (2017)

 DUNKIRK

País: USA / Reino Unido
Año: 2017
Género: Drama / Guerra
Duración: 105 minutos
Título en español: "Dunkerque"

Elenco: Fionn Whitehead, Tom Glynn-Carney,
Jack Lowden, Harry Styles, Aneurin Barnard,
James D'Arcy, Barry Keoghan,
Kenneth Branagh, Cillian Murphy,
Mark Rylance, Tom Hardy. 

Director: Christopher Nolan 
Guión: Christopher Nolan
Música: Hans Zimmer
Dirección de fotografía: Hoyte van Hoytema
Trailer

 

La nueva película de Christopher Nolan es bastante directa en su premisa: en medio de la Batalla de Francia en la Segunda Guerra Mundial, y con los ejércitos británicos y franceses vencidos por la ofensiva alemana, el Reino Unido intenta rescatar a parte de su contingente del lugar donde se encontraban reducidos. Como narrará la película, Winston Churchill se preparaba para defender la Isla, por lo que los esfuerzos militares a cargo del rescate fueron escuetos, y los civiles jugaron un rol clave en el retorno de buena parte de las tropas a la nación.

Lo primero que llama la atención en Dunkirk es la cantidad mínima de diálogo en ella. Es una película que está hecha para situarnos como uno de los tantos soldados que temen por su vida. Se arma con la idea de que, a diferencia de la mayoría de las obras basadas en la guerra de los Aliados contra el Eje, cada bala puede acabar con la vida de uno de los uniformados que vemos en pantalla, y cada bomba que cae desde el aire puede ser el fin de una de las vías de escape de los cientos de miles de hombres que esperan en la costa su boleto a casa.

No son pocas las comparaciones que se han hecho de Dunkirk con películas de horror. Su tono es visceral, reduce al ser humano a sus instintos más básicos de sobrevivencia, y el temor por un enemigo que no ve, pero que percibe cerca, es el mayor triunfo de la película. La dirección busca generar claustrofobia tanto en la oscuridad como en los espacios reducidos que los personajes habitan en la película, con un diseño de sonido ensordecedor que genera una reacción corporal en el espectador con cada proyectil percutado. Dunkirk, como toda película del director británico, es una pieza original de puesta en escena, donde la suma del apartado técnico está engalanado por el trabajo sobresaliente de Hans Zimmer en la banda sonora, y de Hoyte van Hoytema en la dirección de fotografía, sin duda alguna sus dos grandes aliados en este proyecto.

Tal como cada combate moderno, Dunkirk está dividido en los tres frentes de batalla para contar su historia: en la tierra, seguimos un grupo de soldados que cargan con la cruz de la derrota, y ven como cada navío encargado de rescatarlos es presa de la ofensiva alemana. En el mar, es Mark Rylance quien encarna a un marino civil acompañado de su hijo y su amigo, que van a la búsqueda de las tropas atendiendo el llamado de la Armada. Y en el aire, son tres pilotos encargados de repeler la ofensiva germana, donde Tom Hardy vuelve a cubrir su rostro para encarnar a un personaje de Christopher Nolan.

Hay una idea que, personalmente, me encantó en la película: los tres frentes representan una parte del Reino Unido en medio de la Segunda Guerra Mundial. Claramente los soldados son el presente de la nación en el conflicto: derrotados y avergonzados, sumidos en la miseria de saber que el enemigo es dueño sus vidas. Por otra parte, Mark Rylance representa el “corazón” de la nación, uno que promete traer a sus hijos a casa sin importar la derrota que han sufrido, porque sabe que en ellos está la esperanza de una futura victoria. Tom Hardy es el espíritu militar de la nación, que promete combatir hasta sus últimos esfuerzos en pos de obtener la victoria, y que imagino es la luz de esperanza que el director quiso plasmar en una película que ciertamente baila en el sentimiento totalmente contrario.

Es en medio de una historia sobre un fracaso, tema recurrente en grandes obras de ficción de este año como “Your Name”, “Manchester by the Sea” o “The Legend of Zelda: Breath of the Wild”, donde vemos a un Nolan que explora en ideas personales, y ciertamente podríamos catalogar a Dunkirk como su primera película 100% de autor desde Memento. Pero a diferencia de la historia protagonizada por Guy Pierce, aquí el director no cuenta con las ideas de su hermano Jonathan como hoja de ruta, lo que se sufre. Los problemas de Dunkirk están en su guión, y no precisamente en la escasez de diálogos, sino en lo directo que es con el espectador, con el fin dar poco a la interpretación. Sí, es una película de guerra donde la sutileza no es algo necesario, pero la falta de elegancia con la que se manejan las líneas entre personajes, particularmente de Mark Rylance en la película, es absolutamente innecesario. Ni hablar de un personaje que no es más que un plot-device hecho para crear drama en ese barco mientras se llega a la costa francesa. El otro problema de Dunkirk es a la vez un sello del director: saltos temporales. Personalmente me parecieron un recurso absolutamente gratuito, que si bien no distrae, no aporta a la comprensión ni al estilo de la película, y queda como algo accesorio que quizás se celebra al momento de identificarse, pero termina estorbando una vez develado.

Pero eso no quita que Dunkirk sea uno de los estrenos más importantes del año. No solo por subir la vara al género bélico (dejando en pañales a la celebrada “Hacksaw Ridge”, por hacer una comparación odiosa pero atingente en cuanto a la cercanía de ambos filmes), sino porque es una verdadera experiencia cinematográfica. No podemos recomendar suficientemente verla en IMAX, o en una sala que tenga un sistema de sonido excelente (en un mundo ideal, todas deberían contar con uno), porque la experiencia de estar en la silla temiendo por la próxima vez que suenen los violines de Hans Zimmer, o esperando que el escuadrón aéreo aparezca para ayudar a las tropas, es una que vale la pena compartirse con la mejor pantalla y sonido disponible.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s