Desierto no cierto (2017)

 





Desierto no cierto.
Año: 2017.
Directora: Dubi Cano Reyes.
Guión: Dubi Cano.
Producción: Cecilia Huine, Dubi Cano, Eduardo Robles.
Protagonistas: María Molina y Lidia Aguirre.
Fotografía: Dubi Cano.
Sonido Directo: Emilia Carrillo.
Montaje: Joaquín Ríos.
Música original: Tatiana Lucero, Pablo López.
Duración: 63 minutos.
País: Chile.

Cerca de Carrizal Bajo, región de Atacama, esta el balneario de Flamenco. Un caserío de precarias casas que vive un ciclo de vida bastante curioso en el desierto. Tal como el desierto florido, Flamenco duerme durante la mayoría del año y “florece” durante la época estival, llenándose de turistas que ven en sus aguas unas merecidas vacaciones. Pero lejos del ruido y la alegría del verano, viven en ella dos mujeres dignas de destacar: María Molina y Lidia Aguirre. Instaladas desde hace años en la playa, el tiempo parece no pasar ante sus ojos. Con distintas realidades, viven olvidadas en su pueblo donde la nostalgia parece estar en la receta de cada día. La señora María está inmersa en un proceso de estancamiento donde parece sólo esperar su muerte, mientras que Lidia, proactiva y emprendedora, es el rostro de la última generación que estará por siempre en Flamenco, en desmedro de sus hijos y nietos que han partido a la ciudad en busca de estudios y por qué no decirlo, una mejor vida.

Uno de los puntos fuertes de Dubi Cano es ponerle rostro a este Chile silencioso. Muchas veces hablamos de la existencia de 2 Chile, uno en la capital y otro en regiones. Flamenco vive en su mundo aparte, y puede ser el reflejo de ese tercer Chile que nadie quiere ver. Un Chile donde siquiera las necesidades básicas han sido cubiertas, y donde al igual que en muchos aspectos de la vida, cada uno debe rascarse con sus propias manos. Un Chile que sentado en una silla, espera un futuro que nunca vendrá. Un Chile que sin constituir una pobreza extrema, es un Chile de otro siglo. Por eso es fundamental descansar en 2 protagonistas que reflejen perfectamente este mensaje e interesen al telespectador, que ve imposible no identificarse con ellas. Mujeres honestas y trabajadoras, que ven el forastero, el mismo que invade su tranquilidad, una oportunidad de florecer por unos días. Dentro de una filmografía que podríamos llamar de “género”, Dubi Cano y su equipo nos traen dos mujeres dignas de admirar. Faltó, sin embargo, un trabajo más potente de ellas. “Desierto no cierto” queda en el camino entre ser un largometraje y un corto, lo que a nuestro juicio queda demostrado en cómo uno de los personajes termina por comerse al otro, que hacia finales de la película, casi no aparece. Estos mismos protagonistas con los cuales es imposible no sentir empatía, pueden terminar siendo la condena de un largometraje que pudo más. Con todo, una interesante propuesta de este reciente Festival Internacional de Cine de Valdivia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s